top of page
Buscar

Presentación del bikini



En 1946, luego de varios siglos de rediseños al traje de baño femenino –en los que se buscaba que fuera cómodo, pero sin exhibir demasiado el cuerpo–, el francés Louis Réard, un ingeniero mecánico que administraba el negocio de lencería de su madre, creó un modelo que supuso una revolución no sólo contra la moda de la época, sino contra las normas sociales impuestas a las mujeres, sobre cómo debían comportarse y vestir. Era un bañador que dejaba al descubierto el abdomen, incluyendo el ombligo, y consistía en un calzoncillo triangular y un top muy revelador, con un escote pronunciado y tirantes delgados. Dadas sus características transgresoras, ninguna modelo quiso lucirlo para su presentación, por lo que Réard tuvo que contratar a una bailarina de striptease. Fue así que el 5 de julio de ese mismo año, Micheline Bernardini fue la primera mujer que utilizó un ‘bikini’.


Réard lo nombró así en alusión al atolón Bikini, ubicado en las islas Marshall, en el océano Pacífico, donde, recientemente, Estados Unidos había llevado a cabo varias detonaciones como parte de las pruebas de una bomba de hidrógeno, las cuales habían sido una sensación mundial, justo como, pensaba, lo sería su traje de baño. Sin embargo, al inicio, la prenda fue rechazada por el público, estuvo vetada durante mucho tiempo e, incluso, la revista Vogue, la máxima publicación de moda, se negó a mostrarla en su portada. No obstante, en los 60, la opinión cambió gracias a la influencia de figuras como Marilyn Monroe o Brigitte Bardot, quienes lucían orgullosamente el atrevido bañador.



Comments


bottom of page